La comisión Europea quiere que las compañias de telefonía garanticen el acceso a toda la red de telefonía europea con la misma velocidad y calidad para todos los ciudadanos de la UE. En este sentido, ha propuesto prolongar otros 10 años mas la regulación de la supresión de roaming que expira inicialmente el 30 de junio del 2022.

Además, la comisión quiere aprovechar esta petición de prorrogar otros 10 años mas la norma para reducir los costes que las compañías de telefonía soportan por el fin de roaming.

A nivel técnico y con ese objetivo de acceso de cualquier ciudadano a una red de calidad y velocidad, los operadores no pueden reducir la calidad de forma deliberada cuando la conexión es en itinerancia. Plasmado en un ejemplo, un usuario que en su país de origen tiene 4G, cuando viaje a otro país de la UE, su operador de telefonía debe de garantizar su acceso a la red en 4G y no una de 3G por ejemplo.

Este punto es muy importante para las empresas de transporte que realizan cargas y descargas por distintos países de la Unión Europea y cuyos vehículos tienen conectividad mediante sistemas o APPs ya que supone poder garantizar la conectividad de sus flotas y el control sobre las mercancías transportadas.

Artículo propiedad de Carlos Zubialde

contacto@informacionlogistica.com