La logística es un sector clave en la economía global, y la optimización de los procesos es fundamental para mantener la competitividad y la eficiencia de las empresas. Nos fijamos en la eficiencia y competitividad de las mismas, porque el país, que cuenta con una red de empresas logísticas robustas, robustece a su vez su economía frente a los imprevistos de los mercados.

Los debates sobre cuáles deben de ser los procesos, sus tipos y como se debe de afrontar la mejora de la eficiencia en las empresas logísticas, es algo cada vez más habitual. Todo proceso deberá de afrontarse desde la mejora de estos puntos:

1. Automatización de procesos Es una herramienta clave para mejorar la eficiencia en el sector logístico. La implementación de sistemas automatizados, como el seguimiento y gestión de pedidos, el control automático del inventario, la facturación electrónica, entre otros, pueden reducir significativamente los errores humanos y aumentar la velocidad de los procesos. Todos los desarrollos basados en RPA y en Inteligencia Artificial, están en la vanguardia actual.

2. Uso de tecnologías avanzadas El uso de tecnologías avanzadas, como el Internet de las cosas (IoT), la inteligencia artificial (IA) o el machine learning, pueden mejorar significativamente la eficiencia y optimización. Por ejemplo, el IoT permite tener una visibilidad completa del proceso logístico, desde el origen hasta el destino final, lo que ayuda a optimizar las rutas, reducir tiempos y costos. La IA y el machine learning pueden ayudar a predecir demandas futuras y mejorar la planificación de la cadena de suministro.

3. Mejora continua: Proceso clave para mantener la eficiencia y optimización. Esto implica analizar constantemente los procesos actuales para identificar oportunidades de mejora, y desarrollar planes de acción para implementar estos cambios. La mejora continua también implica la formación y capacitación constante del personal para asegurar que estén actualizados en las últimas tendencias y tecnologías del sector.

4. Colaboración y comunicación: Dos aspectos que son fundamentales para optimizar los procesos en el sector logístico. Esto implica trabajar en equipo, compartir información y establecer una comunicación fluida entre los diferentes departamentos de la empresa, así como con los proveedores y clientes. La colaboración y la comunicación ayudan a prevenir errores, reducir tiempos de espera y mejorar la eficiencia en general. Lo que quedaría pendiente, sería ampliar esa colaboración desde la empresa, hacia una colaboración sectorial, es decir, entre empresas distintas del sector logístico.

La automatización de procesos, el uso de tecnologías avanzadas, la mejora continua, la colaboración y la comunicación son herramientas clave para lograr el objetivo de mejora para las empresas logísticas. Si tu empresa todavía no ha implementado estas herramientas, es hora de considerarlas para mejorar tus procesos y mantener tu competitividad en el mercado, cada minuto que pasa sin que lo hagas, es un minuto que tu principal competidor esta ganando si ya trabaja en la implementación de estas mejoras.

Artículo propiedad de Carlos Zubialde

contacto@informacionlogistica.com